Destrozar impresoras: una tendencia de desahogo para trabajadores frustrados

Vamos con un tema diferente a la programación, la logística y todo lo que vengo escribiendo últimamente. ¿Quién no ha tenido la fantasía de tomar un mazo y destrozar esa maldita impresora del trabajo? Parece divertido, ¿verdad? Pero, ¿es realmente beneficioso para nuestra salud?

La inspiración de “Office Space” y la liberación simbólica

La película Office Space, estrenada en 1999, fue una comedia satírica que exploraba los deseos oscuros de tres empleados desdichados en una típica y monótona empresa de software de los años 90. Escrita y dirigida por Mike Judge, la trama seguía a estos personajes mientras planeaban su venganza luego de enterarse de que serían despedidos.

Su plan consistía en robar una fracción de centavo en cada transacción, exactamente como en Superman II. Por supuesto, todo termina en desastre, pero antes de eso, se desarrolla una de las escenas más memorables de la historia del cine: los protagonistas roban la odiada impresora que nunca funcionó correctamente y que volvía locos a todos. La llevan a un campo desolado y la destrozan a golpes con mazos y bates de béisbol, en un acto simbólico de revancha contra la máquina que representa todo lo negativo de sus trabajos.

La tendencia de las “salas de destrucción” y sus riesgos

Esta especie de ”rabia contra la máquina”, que tuvo sus inicios en 2016, ha evolucionado hasta convertirse en toda una industria, según informa The Washington Post. De costa a costa, en todo Estados Unidos, las personas pueden pagar desde unos pocos dólares hasta cientos de dólares para ingresar a ”salas de destrucción” y dar rienda suelta a su ira, destrozando platos, sillas y sí, también impresoras.

Sin embargo, resulta que destrozar impresoras no es tan buena idea como parece. Según el informe del Post, los metales, gases y baterías que se liberan durante el proceso emiten sustancias tóxicas que pueden dañar nuestro cuerpo. Algunos municipios incluso han prohibido la destrucción indiscriminada de productos electrónicos por este motivo.

Rage Room – Sala de Destrucción para liberar tu Estrés (themonopolitan.com)

Los riesgos emocionales y psicológicos del desahogo violento

Además, según un artículo de Psychology Today de 2017, desahogar el estrés y la ira destrozando cosas puede liberar no solo pensamientos tóxicos, sino también gases tóxicos. Sin embargo, en lugar de liberar la ira, la violencia la refuerza, esta establece relación peligrosa entre la agresión y el enojo. Un estudio liderado por la psicóloga Kinga Szymaniak de la Universidad de New South Wales reveló que existe una correlación directa entre el enojo y las personas que creen en teorías de conspiración. ¿Por qué sucede esto?

Según un artículo más reciente de Psychology Today en junio de 2023, las personas que experimentan ira tienden a tener una actitud positiva hacia ella en general, es decir la aceptan más en sus vidas esta ira.

Alternativas y reflexiones sobre la destrucción de productos electrónicos

Ante este panorama, los negocios que ofrecen ”salas de ira” están buscando alternativas viables para destrozar en lugar de productos electrónicos, aunque la mayoría de las personas que tienen un martillo en sus manos prefieren apuntar a las impresoras. Según el Departamento de control de Sustancias Tóxicas de California en Estados Unidos, las salas de ira en sí no son ilegales, pero sí lo es destrozar residuos electrónicos.

Al menos en Argentina no pude encontrar ninguna ordenanza o ley que aplique ante estos eventos.

Los administradores de estas salas pueden reducir el riesgo tanto para ellos como para los clientes eliminando las placas base y las baterías antes de comenzar la destrucción, o pidiendo a los consumidores que eviten destrozar las partes reciclables de automóviles o computadoras.

“Después de romper, estás agitado y las manos tiemblan. Para volver de a poco al mundo real, preparamos el Relax Room. Luces tenues, un cómodo sillón para bajar. Elegís la bebida espirituosa de tu preferencia y listo. Checkpoint, y a volver a la Matrix.”.

The Break Club | El mejor lugar para romper todo en Buenos Aires

Sin embargo, el problema más importante radica en que las compañías electrónicas diseñan productos que se rompen o quedan obsoletos a propósito. Esto resulta en una acumulación de productos en vertederos o salas de destrucción. “Necesitamos un nuevo modelo para reutilizar o reparar nuestras impresoras al final de su vida útil”, afirma Waterhouse. Y si eso sucede, es posible que necesitemos un nuevo objetivo para nuestra agresión.

Reflexionando sobre la ira y buscando soluciones efectivas

En conclusión, si bien destrozar una impresora puede parecer una forma tentadora de liberar nuestra ira acumulada, hay que tener en cuenta los riesgos asociados.

No solo se emiten sustancias tóxicas durante el proceso, sino que también existe evidencia de que la violencia no resuelve la ira, sino que la refuerza la vuelve más amigable para el cerebro. Quizás sea hora de replantearnos cómo canalizar nuestra frustración y buscar soluciones más efectivas y saludables para enfrentar las dificultades laborales.

Y escribiendo sobre esto creo que voy a redactar un articulo sobre como controlar la ira.

Te gusto el articulo? te pareció interesante? coméntame o escribe propuestas estoy realmente entusiasmado con el blog creando artículos

Leave a Replay

Sobre mí

Como un apasionado del marketing especializado en WordPress y SEO, he convertido mi devoción en experiencia. Mi enfoque se centra en fusionar la versatilidad de WordPress con las tácticas de SEO más efectivas. 

Artículos recientes

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Configurar y más información
Privacidad
Escríbeme si necesitas ayuda
Escanea el código